SmartSection is developed by The SmartFactory (http://www.smartfactory.ca), a division of InBox Solutions (http://www.inboxsolutions.net)
SER GIRASOLES
Publicado por Admin el 27/4/2008 (1879 lecturas)
Se quiera o no es imposible arrancar de nuestra vida los sauces llorones.



Antes o despues el dolor llama a nuestra propia puerta. Para algunos con sufrimientos f?sicos o mentales, para otros con el sabor amargo de las heridas personales nunca cicatrizadas, y para otros mediante la aridez del esp?ritu .

Al lado de estos sufrimientos o dolores hay siempre un G I R A S O L , que da animos y que alivia.

Ning?n rostro en el mundo est? tan lleno de lagrimas que no le quede espacio para una sonrisa.

Ninguna tragedia es tan grave que no le quede un hilo de esperanza, ninguna noche es tan larga que no venga seguida de un nuevo d?a.

El llanto del sauce , no anula ni debe anular la presencia tan bonita del GIRASOL , que vive en el mismo jard?n.

El mundo tiene mayor necesidad de GIRASOLES , que de sauces.

Sauces no son solo algunos enfermos , sino principlamente los que ven la realidad con los ojos del pesimismo, quienes critican todo lo que no se corresponde con sus deseos,. GIRASOLES , son los que se acercan al enfermo , al dolor, sin minimizarlo, sino derramando AMOR , y esperanza cerca del coraz?n del que sufre.

GIRASOLES , son quienes contrapesan los dias lluviosos, con el arco iris de la comprensi?n, y cuando sale el Sol , con los rayos luminosos de la amabilidad y de la bondad.

El GIRASOL , no es egoista , ni avaro, el GIRASOL , acoge en su rostro, mariposas, pajaritos, y otros insectos que necesitan de sus flores y sus frutos, ?l se confia al sol, para recibir energ?a y vida, pero tambi?n sabe inclinarse en la noche de las estrellas.

En el coraz?n de cada uno de nosotros, existe un GIRASOL , DIRIGIDO por DIOS.
  Mostrar este artículo en formato PDF Imprimir artículo Enviar artículo

Explorar artículos
Artículo anterior APRENDE A SER FELIZ COMO EMBELLECER TU ALMA Artículo siguiente
Siguenos en:





padrenuestro.net & elaccitano.com