Elaccitano.com Guadix
   
SmartSection is developed by The SmartFactory (http://www.smartfactory.ca), a division of InBox Solutions (http://www.inboxsolutions.net)
4 de Septiembre Lecturas
Publicado por Admin el 4/9/2008 (350 lecturas)
Santos: Rosalia de Viterbo, laica, e Ida de Herzfeld, viuda. Beata Catalina Mattei o de Racconigi, laica.

ANTIFONA DE ENTRADA (Hb 7, 24)
Cristo, mediador de la nueva alianza, por el hecho de permanecer para siempre, posee un sacerdocio perpetuo.

ORACION COLECTA
Dios nuestro, que para gloria tuya y salvacion de todos los hombres constituiste Sumo y Eterno Sacerdote a tu Hijo, Jesucristo, concede a quienes El ha elegido como ministros suyos y administradores de sus sacramentos y de su Evangelio, la gracia de ser fieles en el cumplimiento de su ministerio. Por nuestro Senor Jesucristo...

LITURGIA DE LA PALABRA

Lectura de la primera carta del apostol san Pablo a los corintios: 3, 18-23

Hermanos: Que nadie se engane: si alguno se tiene a si mismo por sabio segun los criterios de este mundo, que se haga ignorante para llegar a ser verdaderamente sabio. Porque la sabiduria de este mundo es ignorancia ante Dios, como dice la Escritura: Dios hace que los sabios caigan en la trampa de su propia astucia. Tambien dice: El Senor conoce los pensamientos de los sabios y los tiene por vanos.
Asi pues, que nadie se glorie de pertenecer a ningun hombre, ya que todo les pertenece a ustedes: Pablo, Apolo y Pedro, el mundo, la vida y la muerte, lo presente y lo futuro: todo es de ustedes; ustedes son de Cristo, y Cristo es de Dios. Palabra de Dios.
Te alabamos, Senor.

Nada mas cierto que esta advertencia. " Nadie ponga su orgullo en los hombres". Ni liderazgos carismaticos ni personalidades arrolladoras deben alejamos de Cristo Jesus.

Del salmo 23
R/. El Senor bendice al hombre justo.

Del Senor es la tierra y lo que ella tiene, el orbe todo y los que en el habitan, pues El lo edifico sobre los mares, El fue quien lo asento sobre los rios.
R/. El Senor bendice al hombre justo.

¿ Quien subira hasta el monte del Senor? ¿ Quien podra entrar en su recinto santo? El de corazon limpio y manos puras y que no jura en falso. R/. El Senor bendice al hombre justo.

Ese obtendra la bendicion de Dios, y Dios, su salvador, le hara justicia. Esta es la clase de hombres que te buscan y vienen ante ti, Dios de Jacob.
R/. El Senor bendice al hombre justo.

ACLAMACION (Mt 4, 19) R/. Aleluya, aleluya.
Siganme, dice el Senor, y yo los hare pescadores de hombres. R/.

Lectura del santo Evangelio Lucas capitulo 5, versiculos 1 al 11

En aquel tiempo, Jesus estaba a orillas del lago de Genesaret y la gente se agolpaba en tomo suyo para oir la palabra de Dios. Jesus vio dos barcas que estaban junto a la orilla. Los pescadores habian desembarcado y estaban lavando las redes. Subio Jesus a una de las barcas, la de Simon; le pidio que la alejara un poco de tierra, y sentado en la barca, ensenaba a la multitud.
Cuando acabo de hablar dijo a Simon: " Lleva la barca mar adentro y echen sus redes para pescar". Simon replico: " Maestro, hemos trabajado toda la noche y no hemos pescado nada; pero, confiado en tu palabra, echare las redes". Asi lo hizo y cogieron tal cantidad de pescados que las redes se rompian. Entonces hicieron senas a sus companeros, que estaban en la otra barca, para que vinieran a ayudarlos. Vinieron ellos y llenaron tanto las dos barcas que casi se hundian.
Al ver esto, Simon Pedro se arrojo a los pies de Jesus y le dijo: "¡ Apartate de mi, Senor, porque soy un pecador!". Porque tanto el como sus companeros estaban llenos de asombro, al ver la pesca que habian conseguido. Lo mismo les pasaba a Santiago y a Juan, hijos de Zebedeo, que eran companeros de Simon.
Entonces Jesus le dijo a Simon: " No temas; desde ahora seras pescador de hombres". Luego llevaron las barcas a tierra y, dejandolo todo, lo siguieron. Palabra del Senor.
Gloria a ti, Senor Jesus.

Este relato nos presenta a unos discipulos asombrados ante la palabra eficaz de Jesus. Jesus los invita a apoyarse en su Palabra y a vivir como sus seguidores, en sintonia total con su proyecto.

REFLEXION Evangelio san Lucas capitulo 5, versiculos 1 al 11

En las lecturas anteriores, Lucas nos ha dado un cuadro de los que escuchaban y veian a Jesus y de su reaccion ante el mensaje. Hoy en el relato de la ” pesca milagrosa”, nos descubre una faceta de la predicacion del Senor: su finalidad. Claramente les dice a estos primeros discipulos, que los llama para ser ” pescadores de hombres”. En el terreno que consideramos, tu y yo, propio y personal, ese en el que el trabajo de cada dia se lleva a cabo con entrega y esfuerzo, llega el Senor, y nos pide algo que parece sencillo y es trascendente: ” Prestame tu barca y, aunque no entiendas, haz lo que te digo, confia en mi palabra”. Caigo en la cuenta, Jesus, que esa barca que me pides y que ha sido testigo de ilusiones, esfuerzos, aciertos, errores y fatigas es, en este caso, mi persona. Es en ella que Tu quieres hacer una labor, y desde ella transmitir a muchas personas tu mensaje de amor y misericordia. Me llevaras mar adentro, pero embarcado contigo en la nave de tu Iglesia, y en ese mismo terreno que es el campo de mi vida, seguire trabajando, pero ya como Simon ” en tu nombre”... y contigo podre hacer ”pescas milagrosas”.

ORACION SOBRE LAS OFRENDAS
Que Jesucristo, nuestro Mediador, haga que te sean aceptables, Senor, nuestras ofrendas y que su sacrificio redentor nos haga vivir cada dia mas unidos a El, para que toda nuestra vida sea grata a tus ojos. Por Jesucristo, nuestro Senor.

ANTIFONA DE LA COMUNION (Mt 28, 20)
Sepan que yo estare con ustedes todos los dias, hasta el fin del mundo.

ORACION DESPUES DE LA COMUNION
Que el Cuerpo y la Sangre de tu Hijo, que hemos ofrecido en el sacrificio y recibido en la comunion, sean para nosotros, Senor, el principio de una vida nueva, a fin de que, unidos a ti por el amor, demos frutos que permanezcan para siempre. Por Jesucristo, nuestro Senor.

OTRAS REFLEXIONES DEL EVANGELIO DE HOY

REFLEXION Evangelio san Lucas capitulo 5, versiculos 1 al 11

Comentario: Rev. D. Pedro Iglesias i Martinez (Ripollet-Barcelona, Espana)
«Boga mar adentro»

Hoy dia todavia nos resulta sorprendente comprobar como aquellos pescadores fueron capaces de dejar su trabajo, sus familias, y seguir a Jesus («Dejandolo todo, le siguieron»: Lc 5,11), precisamente cuando Este se manifiesta ante ellos como un colaborador excepcional para el negocio que les proporciona el sustento. Si Jesus de Nazaret nos hiciera la propuesta a nosotros, en nuestro siglo XXI..., ¿tendriamos el coraje de aquellos hombres?; ¿seriamos capaces de intuir cual es la verdadera ganancia?

Los cristianos creemos que Cristo es eterno presente; por lo tanto, ese Cristo que esta resucitado nos pide, no ya a Pedro, a Juan o a Santiago, sino a Jordi, a Jose Manuel, a Paula, a todos y cada uno de quienes le confesamos como el Senor, repito, nos pide desde el texto de Lucas que le acojamos en la barca de nuestra vida, porque quiere descansar junto a nosotros; nos pide que le dejemos servirse de nosotros, que le permitamos mostrar hacia dopnde orientar nuestra existencia para ser fecundos en medio de una sociedad cada vez mas alejada y necesitada de la Buena Nueva. La propuesta es atrayente, solo nos hace falta saber y querer despojarnos de nuestros miedos, de nuestros ”que diran” y poner rumbo a aguas mas profundas, o lo que es lo mismo, a horizontes mas lejanos de aquellos que constrinen nuestra mediocre cotidianeidad de zozobras y desanimos. «Quien tropieza en el camino, por poco que avance, algo se acerca al termino; quien corre fuera de el, cuanto mas corra mas se aleja del termino» (Santo Tomas de Aquino).

« Duc in altum»; « Boga mar adentro» (Lc 5,4): ¡no nos quedemos en las costas de un mundo que vive mirandose el ombligo! Nuestra navegacion por los mares de la vida nos ha de conducir hasta atracar en la tierra prometida, fin de nuestra singladura en ese Cielo esperado, que es regalo del Padre, pero indivisiblemente, tambien trabajo del hombre ” tuyo, mio” al servicio de los demas en la barca de la Iglesia. Cristo conoce bien los caladeros, de nosotros depende: o en el puerto de nuestro egoismo, o hacia sus horizontes.
  Mostrar este artículo en formato PDF Imprimir artículo Enviar artículo

Explorar artículos
Artículo anterior 5 de Septiembre Lecturas 3 de Septiembre Lecturas Artículo siguiente
S?guenos en:




Entrar
Nombre:

Contraseña:


Lost Password?

Register now!

padrenuestro.net & elaccitano.com